¡¡ AFILIATE !!

VEN A CONOCERNOS:
C/ Bailén 7-Entresuelo
Dptos 2,3 y 4 48003 Bilbao
Tf: 944169540, fax: 944165151

Email: gestamp@cgt-lkn.eus >


Estatutos  -  Estatutoak

     








Vídeo SOBRE LAS MÚTUAS












¡¡ SUSCRIBETE !!

Album Fotos Beltza
Multimedia CGT-LKN







Asociación Germinal


La industria paga a su personal en Francia y en Alemania un 52% más que en Navarra

La mano de obra navarra sigue siendo sustancialmente más barata que la de sus principales socios comerciales. Y, tras haberse encarecido desde la llegada de euro, comienza de nuevo a distanciarse de Francia o o Alemania, donde sus industrias pagan en torno a un 52% más que en la Comunidad Foral, territorio que alberga a decenas de sus multinacionales.

Según los datos de 2012, los últimos comparables, la industria navarra soportó un coste laboral por hora trabajada de 23,29 euros, muy lejos de los 35,4 euros de Alemania o, incluso de los 36,7 euros de Francia. Estos dos países absorben cerca del 40% del comercio exterior de Navarra y, desde 2010, han elevado sus costes en mayor medida que la Comunidad Foral y que el conjunto de España. En este periodo, el coste bruto por hora trabajada ha crecido un 4,53% en Navarra, mientras que se ha incrementado un 6,62% en el caso alemán y un 6,37% en el francés.

Los datos resultan todavía más esclarecedores si se analizan por separado los costes salariales puros y los impuestos. De este modo se puede comprobar que prácticamente todo el incremento de los costes laborales españoles y navarros tiene que ver con la mayor carga impositiva que soportan trabajadores y empresas como consecuencia fundamentalmente del alza del IRPF. El coste salarial puro apenas ha crecido 20 céntimos la hora en España desde 2010, cinco veces menos que en Francia (un euro más la hora) y siete menos que en Alemania, con un aumento de 1,4 euros la hora.

Y todo ello se visualiza de un modo aún más nítido si se mide el coste laboral en términos unitarios (CLU). Es decir, cuánto dinero se paga en salarios por cada unidad producida. Estos suman ya más de cuatro años a la baja y es España el país en el que más han caído desde el inicio de la crisis. Pero este descenso (del 8,3% en 2010, del 2,5% en 2011 y del 2,6% en 2012, en el caso de la industria) se debe sobre todo a que se ha destruido más empleo de lo que ha caído el PIB. Por ello, la ganancia de producitividad resultaría, tal y como explica el profesor de la Universidad de Navarra, José Luis Álvarez, “más estadística o aparente” que real.

UN CAMBIO Esta evolución significa en cualquier caso un cambio de rumbo con lo que sucedió desde la implantación del euro en 2002. Entonces, los salarios de Alemania y Francia superaban en más de un 70% los que se pagaban en la industria navarra, que fue incrementando paulatinamente sus costes en mayor medida que la Zona Euro. De 2001 a 2009 los costes laborales unitarios subieron un 30,03% (un 3,33% cada año) y el diferencial con Francia y Alemania bajó del 50%. Esto supuso una pérdida de competitividad que ahora comienza a corregirse con el objetivo de exportar más y ser capaz de atraer inversiones productivas.

El Instituto de Economía Alemana publicaba esta semana el ranking de los costes laborales en la industria. Y España se situaba en el puesto número 18, entre Reino Unido y Corea, con un coste laboral de 22,41 euros por hora trabajada. Navarra, con unos salarios por encima de la media, ocuparía en cualquier caso una posición bastante similar, con 23,2 euros a la hora, por detrás de comunidades como Madrid, la Comunidad Autónoma Vasca y Catalunya. Sus costes (23,29 euros) quedan por tanto por debajo de la media de la Zona Euro (30 euros) y similares a la UE de los 27, donde rondan los 24 euros la hora.

La posición competitiva de Navarra resulta más cuestionable si se amplía si se toma como referencia la media de los 33 países de la OCDE, con los que en la última década ha perdido en torno a 12 puntos en términos de costes laborales unitarios. En Portugal, los costes laborales no llegan al 50% de los Navarros y se quedan en torno a un 15% en el caso de varios países del Este de Europa o de China.

“A nosotros el peligro nos viene de Asia”, reconoce el responsable de una las principales empresas navarras para referirse a la dificultad de competir con quien paga una décima parte. Pero los expertos recuerdan que el coste laboral no lo es todo: La gestión y la productividad por empleado siguen siendo dos carencias de la industria española y navarra. Y la energía, de la que se habla mucho menos, supone una parte significativa de sus gastos. “Y aquí se paga hasta un 20%” más que en Francia o Alemania, recuerda Miguel Iriberri, decano del Colegio de Ingenieros de Navarra.

 

noticiasdenavarra.com

Share

Deja un comentario

Puede utilizar estas etiquetas HTML

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

  

  

  

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.