¡¡ AFILIATE !!

Estatutos  -  Estatutoak
Estatutos CGT
Síguenos en
 

Estatutos - Estatutoak CGT-LKN Euskadi
Aviso legal. Esta web utiliza cookies para optimizar la navegación.
Al continuar navegando está aceptando su uso y nuestra política de cookies y ver la forma de desactivarlas. (Política de privacidad) Internet Explorer, FireFox, Chrome, Safari














Calendario Laboral




Rojo y Negro Televisión




Manual de lenguaje integrador no sexista

CC.OO y el PSOE da marcha a atrás en la derogación de la reforma laboral

CCOO ya no defiende la derogación de la reforma laboral, sino que ahora su posición es: «corregir aspectos de la reforma laboral», según se desprende del último documento oficial salido de su Comité Confederal, desmarcándose de las voces que piden una reversión completa de la reforma laboral, para abordar el debate dentro del diálogo social (Pacto social), desmarcándose respecto a lo que defendía hace apenas unos meses ante el acuerdo parlamentario entre PSOE-Unidas Podemos y Bildu.

CC.OO. así mismo según este documento  va a “posponer determinados objetivos marcados en el acuerdo confederal, sobre negociación colectiva suscrito en su día con CEOE y que este año llega a su fin. En ese sentido va a “posponer la aplicación efectiva del salario mínimo de 1.000 euros por ley.

El PSOE dentro de la Comisión de Reconstrucción del Congreso, ha dado marcha atrás a la derogación de la Reforma Laboral y ha logrado volver a votar en el Congreso, una votación en la que, en un primer momento, había apoyado; incluir la derogación de la reforma laboral de 2012, como parte de las propuestas para la reconstrucción económica y social tras el coronavirus.  El PSOE del, no es no, en la oposición, pasa en el gobierno al no pero si, lo mismo que Zapatero en el 2010, cuando ante la presión de grandes capitalista y empresarios impulsó la primera Reforma Laboral y de la Seguridad Social.

Durante los últimos años el PSOE ha variado cíclicamente sus promesas al respecto, antes de las elecciones: derogarla. Después en el documento marco del “Gobierno progresista” que pactaron PSOE y Unidas Podemos, dejaba fuera la derogación de la reforma laboral matizando que sólo los aspectos más lesivos. Después, en el mes de mayo otra vez, derogarla, tras el acuerdo con Unidas Podemos y Bildu sobre la “derogación íntegra”. Cuatro horas después, cuando todo el mundo estaba celebrándolo, enviaron un comunicado anulando lo de “íntegra”.

Dentro de la Comisión de Reconstrucción del Congreso, el dirigente socialista Rafael Simancas ha propuesto que, “las bases de reconstrucción de este país, tienen que ser necesariamente muy amplias, genéricas y transversales, susceptibles de amplios consensos“, al contrario que Rajoy que cada viernes en el consejo de ministros no le temblaba el pulso aprobando decreto tras decreto, favoreciendo los intereses de la clase capitalista y de los grandes empresarios.

Tampoco salieron adelante otras enmiendas presentadas por los aliados de la investidura, como la referida al impuesto de las grandes fortunas, que también quedó fuera de la propuesta de los miembros de la coalición para tratar de ampliar los apoyos de las conclusiones. En este caso, Unidas Podemos se ha desmarcado de su socio y ha votado a favor.

Comparte:
Share

Comentarios cerrados