¡¡ AFILIATE !!

Estatutos  -  Estatutoak
Estatutos CGT
Síguenos en
 

Estatutos - Estatutoak CGT-LKN Euskadi
Aviso legal. Esta web utiliza cookies para optimizar la navegación.
Al continuar navegando está aceptando su uso y nuestra política de cookies y ver la forma de desactivarlas. (Política de privacidad) Internet Explorer, FireFox, Chrome, Safari














Calendario Laboral




Rojo y Negro Televisión




Manual de lenguaje integrador no sexista

El hombre más rico del mundo se aprovecha de la pandemia mientras toma medidas enérgicas contra lxs trabajadorxs rebeldes

Para Jeff Bezos, el fundador y director ejecutivo de de Amazon, la pandemia de COVID-19 ha sido una bonanza financiera, que ha disparado las acciones de su empres y el patrimonio neto personal, mientras está empobreciendo a millones de personas y sus familias que están luchando por sobrevivir, muchas de las cuales nunca se recuperarán.

Desde el 12 de Marzo las acciones de Amazon han pasado de cotizarse a 1,672 $ a 2,307 $ el pasado miércoles, esto se traduce en un salto en el año hasta la fecha de 23.600 millones de dólares en su patrimonio neto personal, lo que lleva su fortuna a más de 138.500 millones de dólares.

Amazon es un conglomerado mundial de billones de dólares, conocido por su servicio de compras y distribución en línea. Jeff Bezos ha mantenido a los y las 750,000 trabajadoras  de la compañía en sus almacenes durante la pandemia mundial sin las precauciones de seguridad adecuadas. Con millones de personas refugiadas en sus hogares durante la pandemia, Amazon está experimentando un aumento en las ventas a través de su mercado en línea. Durante el último mes, se contrataron 80,000 trabajadores de almacén adicionales.

Los trabajadores que en todo el mundo, arriesgan sus vidas en almacenes contaminados, para enviar bienes esenciales a las personas que se refugian en sus hogares, se han visto obligados a trabajar sin el equipo de protección personal adecuado y otras medidas necesarias, para garantizar su seguridad. Están protestando y haciendo huelgas por la imprudente indiferencia de la compañía por su salud en medio de la pandemia.

Los trabajadores en huelga han exigido el cierre de instalaciones inseguras, equipo de protección completo y el fin de la práctica de la compañía de ocultar deliberadamente a lxs trabajadorxs información sobre la infección de sus compañerxs de trabajo. Hasta ahora, lxs trabajadorxs de Amazon se han enfermado con el virus en más de 130 almacenes en los EE. UU., Y algunos almacenes tienen más de 30 casos confirmados.

Las huelgas de trabajadores de Amazon han tenido lugar en Detroit, en los distritos de Staten Island y Queens en la ciudad de Nueva York, en una instalación en Chicago y en otros lugares. Además, se han producido huelgas en Italia y España.

La respuesta de Amazon a la creciente insurrección ha incluido el suministro de medidas de seguridad cosméticas y baratas que son completamente inadecuadas a la luz de la magnitud del peligro. Les dijo a lxs trabajadorxs que tendrían que esperar su “turno” para las máscaras, mientras que, por supuesto, no esperó su “turno” para aprovechar la oportunidad presentada por la pandemia para asegurarse un enorme beneficio para él. 

Además de estas medidas de seguridad mínimas y de bajo costo, Amazon ha respondido a la creciente insurrección intensificando el régimen ya tiránico en sus almacenes con despidos. Los trabajadores informan en particular que la nueva regla de “distanciamiento social” se está utilizando para intimidar y hostigar a lxs trabajadorxs que se expresan y rompen los esfuerzos para organizar o mantener discusiones.

Comparte:
Share

Comentarios cerrados