Inicio Antirracismo Marcha antirracista exigiendo justicia para Yunes y para todas las víctimas del racismo institucional

Marcha antirracista exigiendo justicia para Yunes y para todas las víctimas del racismo institucional

por Colaboraciones

Manifiesto leído al final de la marcha en la plaza Moyua de Bilbao

El pasado 13 de junio, Younes fue asesinado por motivos racistas. Tres disparos acabaron con su vida. Pero la pistola de su verdugo, exmilitar de 52 años, no estaba cargada solo con la normalización del discurso racista promovida por la extrema derecha, no, ellos son sólo consecuencia de un racismo estructural e institucional que se ve amparado por la complicidad de una sociedad que calla y en el mejor de los casos, minimiza el racismo.

Queremos justicia para Younes y para tantas otras personas víctimas del racismo estructural e institucional. Como son Younes Slimani, asesinado por un Guardia Civil en 2016, que argumentó que creía que Slimani era un peligroso terrorista que iba a cometer un atentado.

Queremos justicia por Ilias Tahiri, un niño asfixiado por la seguridad privada de un centro de menores en Almería. Conocemos la muerte de Ilias gracias a unas grabaciones facilitadas por un ex trabajador de aquel centro y que se ven frente a dos años de prisión por hacerlas (las grabaciones) públicas.

Queremos justicia para Marouane Aboubaida, un joven muerto en condiciones aún sin esclarecer en el CIE de Zapadores de Valencia.

Queremos justicia para Bouderbala, un joven lleno de sueños muerto en el CIE de Archidona en circunstancias sin esclarecer.

Queremos justicia para nuestras hermanas jornaleras, abusadas sexualmente y laboralmente en los campos agrícolas españoles con la complicidad de unas administraciones que deportan a aquellas que se atreven a denunciarlo, en lugar de protegerlas.

Queremos justicia para nuestros menores, deshumanizados bajo unas siglas (MENAS) y que son niños que necesitan ser cuidados, tutelados y preparados para enfrentar una sociedad racista y no desamparados y viendo abandonados, archivados u obstaculizados sus trámites burocráticos.

Queremos que dejen de morir personas en el Mediterráneo. Queremos justicia para Mame, para Eleazar, para Manuel, para Samba, para Aramis, para Idrissa, para los hermanos muertos a disparos en Tarajal.

Queremos que se deje de explotar los recursos materiales y humanos de nuestros países de origen, explotación que nos expulsa y nos obliga a migrar.

Queremos dejar de ser considerados hijos/as de inmigrantes por el resto de nuestras vidas y se empiece a asumir que este país no es sólo es blanco, sino una suma de pueblos con diferentes orígenes, costumbres y credos.

Queremos que se cierren los CIEs, que paren las redadas policiales diarias, la explotación laboral y sexual, la segregación y la criminalización del alumnado de origen inmigrante en las aulas, poner fin a la discriminación laboral y en el acceso a la vivienda, en los servicios sociales, en nuestra comunidad de vecinxs.

Que los medios de comunicación dejen de culpabilizarnos por los atentados de los que también somos víctimas. Discursos que nos señalan, que nos ponen en la diana. Ese es el racismo que carga la pistola que ha matado a Younes mientras estaba en un bar con sus amigos.

Queremos justicia y no la habrá mientras exista el racismo. Porque el racismo mata. Y el silencio es complicidad.

Comparte:
Share

Related Posts

Aviso legal. Esta web utiliza cookies para optimizar la navegación. Al continuar navegando está aceptando su uso y nuestra política de cookies y ver la forma de desactivarlas. (Política de privacidad) Internet Explorer, FireFox, Chrome, Safari Aceptar Leer más