Miles de personas en Euskal Herria se movilizan contra la privatización de las pensiones

El Movimiento de Pensionistas, en la manifestación que ha tenido lugar hoy por las calles céntricas de Bilbao, ha conseguido, pese a las restricciones de la pandemia, movilizar miles de personas, está vez con el apoyo de organizaciones sociales y sindicales, Carta Social de Euskal Herria, Babestu, Sindicato de Estudiantes…, Movimiento Feminista de… Y sindicatos ELA, LAB, ESK, CGT-LKN, CNT, Steilas, Etxalde, HIRU.

Además de esta manifestación también se han realizado manifestaciones y concentraciones en Gasteiz, Donostia e Iruña, así como en numerosos pueblos de Euskal herria.

Estas manifestaciones tienen como objetivo interpelar directamente al Gobierno del Estado y le exigirle:

  • La Derogación de Reformas de pensiones de 2011 y 2013 y la derogación de las Reformas Laborales de 2010 y 2012.
  • Rechazar la privatización del sistema público de pensiones, que se desprende de las recomendaciones del Pacto de Toledo aprobadas por el Congreso.

Gracias a lucha del movimiento de pensionistas se ha puesto en evidencia las grandes mentiras de que el Sistema Público de Pensiones es insostenible.

El Pacto de Toledo ha rechazado las principales reivindicaciones de este movimiento y tras la votación del Congreso las reformas de las pensiones de Zapatero y de Rajoy de 2011 y 2013 siguen vigentes y se abre la puerta a nuevas reformas.

Hasta la fecha los Gobiernos se han inspirado en el ideario neoliberal que sentencia que las personas pensionistas tienen pensiones muy altas y viven demasiado tiempo. Pero el problema de las pensiones está en los ingresos no en los gastos y garantizarlas requiere más y mejor empleo, redistribuir equitativamente la riqueza que trabajadoras y trabajadores generamos con nuestro trabajo y una profunda reforma fiscal que lo haga posible.

Por todo ello el movimiento de pensionistas exige en primer lugar, al Gobierno del Estado y al Congreso y también a los Gobiernos de la CAV y Navarra y a sus Parlamentos que hagan lo que sea necesario para que las necesidades de las y los pensionistas sean satisfechas.

Además de las reivindicaciones mencionadas con anterioridad, se exige una Pensión Mínima de 1.080; Revalorización automática de las pensiones en función como mínimo del incremento del coste de la vida; SMI de 1.200 euros, derogar los coeficientes reductores de la jubilación anticipada con 40 años de cotización, acabar con la brecha de género en salarios y pensiones y eliminar las desgravaciones fiscales de planes de empresa (EPSVs) y fondos privados de pensiones.

Son ya tres años de movilizaciones continuas y lo conseguido lo consideran insuficiente y señalan que, quienes quieren reducir a su mínima expresión el Sistema Público de Pensiones, no esperen que desistan de movilizarse de las calles.

Que pierdan toda esperanza. El Movimiento de Pensionistas de Hego Euskal Herria van a seguir peleando sin descanso hasta conseguir unas pensiones públicas dignas, justas y suficientes para nuestra generación y las venideras. porque: ¡¡ Gobierne quien gobierne, las pensiones públicas se defienden!!

Comparte:
Share